martes, 21 de abril de 2009

Huevos fritos




Es la última de las últimas cenas que se le ha ocurrido al  Peter Pan con el que me casé; vamos, querido amigo Toro, que me río yo de Justiniano. 


Desde hace una temporada Luis tiene la idea de hacer una cena trogoldita a base de huevos de dinosaurio con cayos de Rex... o similar, y se puso a buscar  por internet comida adhoc. Como prueba de esta experiencia se ha conformado con huevos de avestruz. Encontró una dirección de Gerona donde le dijeron que tardarían en suministrarlos porque los avestruces solo ponían huevos cuando hace buen tiempo. Luis insistía y el niño que cogía el teléfono llegó a identificarle y gritaba: "mamá el de los huevos". No os podeis imaginar el pitorreo que nos hemos traido con los dichosos huevos. La cosa es que encontramos un avestruz en León aclimatado al tiempo de nuestra tierra, así que en cuanto hay un poco de sol "zaca", huevo que te crío, y ya tenemos un par de huevos con los que dentro de poco haremos un festín. Me gustaría invitaros a todos, pero como no es posible... os contaré.

De verdad Beatriz que niños aceptamos todos, pero lo que hace falta en esta casa es algún mayor que me ayude porque me estoy contagiando. 

De momento tenemos que ponernos guapos para ver si damos el pego en la licenciatura de Carmen, que es el sábado. Como coincide con la fiesta de la comunidad autónoma aprovecharemos para ir a la playa dos días antes. Cuando vuelva os vistaré y recogeré los premios porque estos días casi no he tenido acceso al ordenador.




13 comentarios:

  1. Buenísimo!!,
    jaja
    dile a Luis, que aquí en Almería, en el zoo de Tabernas, tenemos avestruces y huevos siempre, y que si los abres con mimo luego puedes pintarlos ( o puede alguien de la familia) pintarlos y quedan preciosos.
    TE mando luego una foto de alguno pintado por mí.
    Besossss
    Y Tu ´Luis es ¡GENIAL!,
    JAJA

    ResponderEliminar
  2. jaja, Mª Jesús!
    pero lo que te contagian no es enfermedad, a que no?

    un beso y un saludo para "el de los huevos", que espero que note que ya no me extiendo en mis comentarios!

    ResponderEliminar
  3. Esto de las cenas temáticas es una buenísima idea para terminar el día la familia reunida.
    ¿Es Elena? Parece que le gustan más las maracas.

    ResponderEliminar
  4. Me cuesta creer que para encontrar "huevos" en España hayáis tenido que iros tan lejos...aunque, viendo como está el patio...tampoco es de extrañar.

    Lo que no cuela es eso de que no nos podáis invitar a todos...porque precisamente vosotros...estáis más que sobrados del tema, eh? Jajaja.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. ¡Vaya huevos que tenéis!

    Que os los comáis bien y tu Maria Jesús,mucho ánimo con tu Peter y ni se te ocurra presentarle a Justiniano.Pueden ser explosivos:)

    ResponderEliminar
  6. Se lo acabo de decir a Justiniano, y está dando saltos de alegría con la idea, se ha ido corriendo al teléfono y está haciendo llamadas sin parar.

    La que me espera.

    :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Si que se la busca dificil.
    Pero se los ve divertido.

    Maria josé, no es un poco pesado para la digestión, digo.

    je

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Que te sigan contagiando… eso es bueno!

    ResponderEliminar
  9. Jajajajajajaaja cómo os lo pasáis...

    Yo quiero un Luiiiiiiiiiiiiissss¡¡¡
    :P

    Abracitos para todos.

    ResponderEliminar
  10. qué qracia me ha hecho "mama,el de güevos"... espero que la playa guay, y la licenciatura súper.
    besotes

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué susto más grande me he dado, Mª Jesús! Al ver la fotografía Pensé... ¿es posible que existan tan grandes?...
    Y... ¡cinco pisos!... ¿Cómo se las arreglará?... Menos mal que después has aclarado que eran de avestrúz y eso me ha tranquilizado.
    Bueno, que Luis no se desanime.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Estamos en Pascua en Rumania. Y para el agno que viene me voy a hacer con un par de huevos de esos, para celebrar como los rumanos con huevos duros, que se ~chocan~ para romperlos y comerlos, y con esos no habra quien me gane...jejeje. Lo cierto es que hace mucho a mi me ensegnaron que en Pascua se esconden unos huevos que eran de chocolate, y que habia que buscarlos para tener el premio de comerselos. Ahora se esta perdiendo esa tradicion, pero se ve que algunos la estais volviendo a traer, pero bien manifiestamente...

    ResponderEliminar
  13. jajaja... caramba con los huevos...
    ya nos contareis lo de la cenita esa.

    Me preguntas por la niña de los ojos azules y he de decirte que todo sigue igual, a la espera de resultados y de una nueva intervención que complete la anterior.

    Mil gracias por acordaros de ella.

    ResponderEliminar