jueves, 25 de junio de 2009

LEON EN FIESTAS


La noche de San Juan el cielo de León se iluminó con los fuegos artificiales y el resplandor de la hoguera. Este año hizo calor por lo que cientos de jóvenes decidieron celebrar el botellon en la ribera del Bernesga. Sorprendentemente a la mañana siguiente León estaba limpio. Siempre me pareció que la limpieza de las calles de mi ciudad era un reflejo de la nobleza de sus gentes.

Aunque nací en León, viví en Madrid desde los 7 años donde conocí a Luis en la Universidad, quizá nuestro único punto en común, además de la carrera, era ser de León. Luis acababa de trasladarse a Madrid con su familia y traía los aires pueblerinos que yo tanto añoraba. Me recordó los paseos con mis primos riendonos de nada, el patinaje en las calles heladas, la brisa fría en el rostro, las tardes del verano y las tapas por el húmedo tomando primero mostos y después cortos de caña. Comenzamos a "quedar", ni siquiera como amigos, solo como paisanos que hablan de su tierra de sus ríos y montañas, hasta un día que llamé por teléfono a su casa y su hermano gritó: "¡Luis tu novia!; "será imbécil" -pensé yo- (perdona Nacho), pero empecé a dar vueltas a la idea y parece que no nos disgustó a ninguno de los dos.
Hoy, después de muchos años hemos recuperado el "ir de tapas", ahora con la familia. Es una costumbre muy leonesa que os recomiendo si venis por aquí; más aún, estais invitados...

10 comentarios:

  1. Que paséis unas magníficas fiestas.
    Su hermano debía ser muy intuitivo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Juasssssssssssssss tu novia qué bueno... (eso es que Luis ya había cascao algo en casa)

    Me encantan las historias de los principios. Hemos estudiado los tres en la misma facul???¡ (yo en la complu)

    Un besazo a cada uno.

    ResponderEliminar
  3. Felices fiestas tesoro... Ah, y me encanta el amor que destilas por tu tierra. cuando llegué a madrid, mi añoranza por Valladolid y mi gente era abrumadora, tanto, que un día caminaba como una sonámbula y vi a lo lejos una cara conocida, me precipité y cuando la tuve frente a mí, era uno de los hijos de la duquesa de Alba, no veas qué risas nos echamos, el hombre majísimo, me entendió la explicación.
    buen finde

    ResponderEliminar
  4. :)
    Que lindo recuerdo que compartes.

    Todos hablan de las fiestas de San Juan y disculpen mi ignorancia, no tengo la menor idea, tendre que ponerme a ver, verdad?

    Un gran abrazo Familia.

    ResponderEliminar
  5. Mi cuñada es de un pueblo de León, y hemos ido varios veranos a pasar en su casa unos días, la verdad es que es una gozada ir de tapeo por León. Son las cosas buenas que no habría que dejar de hacer nunca...
    Que disfrutéis.

    ResponderEliminar
  6. Genial, como siempre.

    Eso es que Luis se había “chivado” ya.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Oh quien pudiera llegar hasta vosotros

    y asistir a todo,todo!

    besos

    ResponderEliminar
  8. Mi marido y yo nos apuntamos, seguro, seguro!!!!! estaréis? A ver si logro llevar a mis padres también, leoneses de pura cepa, por los cuatro costados!

    ResponderEliminar