jueves, 22 de mayo de 2008


Nos hemos escapado al monte, ha llovido muchísimo, nos hemos embarrado. Me he caido varias veces y he vuelto feliz porque he podido levantarme sin mucha ayuda de mis jovenes compañeros.

3 comentarios:

  1. Pedazo de blog y de familia, Luis. ¡Tú si que vales!

    ResponderEliminar
  2. Mucho cuidaito con las caidas y con creerse un chaval de 15 años.
    Salu2
    Luisa.

    ResponderEliminar